viernes, 23 de mayo de 2014

LLANES: MUJERES SIN RETRATAR

La tía Ángela (de la familia
de los Camará),
partera de Llanes,
en una foto de
principios del siglo XX.

Hace unos años acudió a la Casa de Cultura de Llanes una señora para participar como ponente en uno de los actos del Día Internacional de la Mujer. Al principio, parecía que todo iba sobre ruedas. A ella -que tenía una bien ganada fama de activa feminista- se la veía encantada. Entró como una malva en el salón de actos, como flotando, con una sonrisa beatífica. De pronto, empezó a cambiar de color y a incendiársele la mirada...

jueves, 22 de mayo de 2014

LLANES: JAVIER GONZÁLEZ TAMÉS, TESTIGO Y VOZ DE LA PEQUEÑA HISTORIA


Javier González Tamés.
(Foto: H. del Río)
Simpático y carismático, Javier González Tamés (Celorio, 1948) es memoria viva de la pequeña historia del Llanes del siglo XX. Su testimonio da para muchos artículos costumbristas como los dos que siguen, "Unu mata y el otru espeleya" y "Como el quesu, nada", basados en cosas que él nos contó:


Javier González Tamés (izquierda)
junto a Ramón Pérez Batalla
en el popular bar Uría.
Dos fuentes de información
de primer orden en Llanes.
Torre de la iglesia de San Salvador,
en Celorio.



jueves, 8 de mayo de 2014

lunes, 5 de mayo de 2014

LLANES: LA ESCUELINA DE FILO


¡Qué orgullo siente uno de haber formado parte de la escuelina de Filo! Éramos docena y media de críos y crías. Corrían los años 60. Toñín el de Tisto, los hijos de Mino y Beatriz, los de Pilar la de la Pilarica, Titi... Ya no están Tedito ni Gerardito.
El sistema educativo de aquellos años no se entendería sin el complemento de banquetas bajas y vidas escritas en pizarrín de las escuelas paralelas como la de Filo.
Filomena Carolina García Gutiérrez, hija de Remigio García Trespalacios y de Carolina Gutiérrez Sánchez, regentó en la calle Mayor una especie de academia de párvulos. Colaboraba con ella su hermana Carmen. Era el Llanes minimalista y auténtico en el que crecimos. Fue un privilegio vivir y disfrutar de aquel paraíso.

domingo, 4 de mayo de 2014

LLANES, UN PULPÍN DE NADA




Pedro el Sordu con su familia.
Carmen Pérez Bernot aparece de
pie, segunda por la izquierda. A su
derecha, su marido, Mariano
Rodríguez. Pedro el Sordu, con
boina, y su esposa, Aurora Bernot,
aparecen a la derecha de la imagen.
(Fiestas de la Guía, hacia 1946).



He aquí un artículo que habla de la relación entre Llanes y Palencia a través de Carmen Pérez Bernot, hija de Pedro "el Sordu":

Artículo "UN PULPÍN DE NADA"